Menu

Appraisals / Compramos

Appraisals / Compramos

¿Cómo se tasan sus joyas?

Si quiere conocer el valor de sus joyas nosotros le garantizamos rigor y seriedad

Si quiere tasar sus joyas para conocer su valor en caso de que quiera desprenderse de ellas debe confiar la tarea a un profesional que conozca a fondo el comercio de la joyería, compuesto por fabricantes, comerciantes mayoristas, pequeños comercios, casas de empeño, etc.
Para tasar una joya es necesario determinar primero el material que la compone, así como su calidad, estado de conservación y tipo de manufactura (artesanal o industrial). También se tienen en cuenta otros factores como la autoría, la época, el estilo y la procedencia, siempre y cuando sea posible conocerla. Hay que tener en cuenta si se trata de una pieza única o no (su rareza), el mercado al que va dirigida y el propósito de la valoración. La mayoría de las tasaciones están destinadas a las compañías aseguradoras, pero también pueden tener otras finalidades como el reparto de herencias, servir de garantía a entidades financieras o simplemente para su venta.
Ante una tasación cabe distinguir entre el valor intrínseco de la pieza, que sólo tiene en cuenta el precio de los materiales utilizados; el coste, es decir, el valor intrínseco más la mano de obra; el precio de venta al público, que añade al coste el margen comercial y el IVA; el valor de reposición, que es el precio medio de una pieza igual a la tasada en tiendas de la misma localidad en una fecha determinada, y finalmente el precio de mercado, o sea lo que vale una pieza similar a la tasada en el mercado de segunda mano.

¿Cuál es el proceso que seguimos al tasar una pieza?

En primer lugar describir la pieza con todo detalle. Esto es, tipo de pieza (anillo, pendientes…), su estilo, tema, técnicas de realización (calidad del trabajo y acabados). Después determinamos los metales utilizados, así como su quilataje, su pureza, y señalamos si tiene punzones y contrastes. A continuación, identificamos y clasificamos las gemas con sus pesos y calidades. En el caso de diamantes importantes, cada vez es más habitual añadir un certificado externo de algún laboratorio (GIA, HRD…) para reducir la subjetividad de la valoración, al mismo tiempo que sirve para confirmar o no la opinión del tasador. No obstante, a menudo, las piedras forman parte de una pieza y no pueden desengastarse. En estos casos, hay que basarse en estimaciones de peso, color y calidad.
Si se trata de una pieza antigua hay que determinar la fecha aproximada de realización, la procedencia y si ha sufrido alguna restauración o bien si la precisa. Una joya antigua puede estar restaurada pero perderá valor si se han añadido motivos nuevos o se ha cambiado su estructura.
Una vez analizada la pieza, se deben determinar los precios del metal, de las gemas y de la mano de obra, sin olvidar los factores regionales y temporales del mercado para llegar a una estimación final.
Para llevar a cabo este servicio tan complejo nos basamos en un conocimiento profundo y constantemente actualizado de los diamantes y las gemas de color, así como de los diseñadores y de los diferentes periodos históricos. A parte, tenemos acceso a textos de referencia, catálogos y publicaciones que informan del precio de mercado de metales preciosos, diamantes y otras piedras preciosas. Disponemos, además, de los instrumentos gemológicos más punteros. Por todo ello, podemos garantizar que sus joyas están en buenas manos y que obtendrán la tasación más rigurosa y precisa posible.